Reseñas de originales XXXIII – «La superluna»

Manuela Fonseca, La Superluna; Barcelona, Caligrama, 2020, 344 pp., ISBN 9788418104466

La Superluna es la quinta novela de Manuela Fonseca. Esta escritora estudió Periodismo y se especializó en Teoría y Práctica de las Artes Plásticas. Además, también hace reseñas en su blog. Sus otras obras son Marala (2011), Complot divino (2014), Santiamén (2015) y El desierto que hay en mí (2017).

Argumento

La Superluna es celebrada universalmente como símbolo de fe y de renacimiento, que une a la población del mundo, conmovida e impresionada por su grandeza y su poder. Una religión poderosa y peligrosa, capaz de alterar el pulso lunar de quienes responden de formas extrañas a la presencia de esta diosa todopoderosa.

Selene Gurtubay es una joven que lo ha perdido todo, y que a pesar de su fe inquebrantable, vive en un estado de miseria y desolación. Pero su vida experimenta un giro radical cuando contrae matrimonio con Daniel Sullivan: ateo, misterioso y de naturaleza perversa en asuntos del amor. La inseguridad de Selene la hace víctima de un matrimonio abusivo y disfuncional, y de una sociedad frívola y pretenciosa, adicta a la era tecnológica y futurista de las redes sociales. Vacía y vulnerable, Selene busca encajar de alguna manera, pero la falta de amor y de ternura en el seno de su hogar, la llevan a los brazos de Pedro Solís, una amenaza para esa estabilidad que tanto le ha costado alcanzar.

Una historia de amor y de fe abrumadora que juega con el componente oscuro de la psiquis del hombre, reflejado en el lado oculto de la luna y que puede manifestarse de improvisto en comportamientos relacionados a la licantropía. Una historia apasionante y llena de intriga que arrastra el significado cultural y mitológico de la luna desde tiempos antiguos. Su lado oscuro y su reputación, de revolver las cosas en la tierra y en el subconsciente humano. La importancia de la fe para afrontar la vida y la toma de decisiones, que bajo la influencia gravitacional de este satélite, pueden significar la ruina y la destrucción total. Aunque todo se haya hecho por amor.

Edición, traducción y estructura de la obra

La cubierta es muy bonita y la edición sencilla. Consta de 23 capítulos, algunos de extensión considerable y con separadores de trama. Salvando algún que otro error de ortografía, el texto es muy bueno. El estilo narrativo de la autora me ha gustado porque es fluido, se avanza rápido.

Está escrito en la variedad venezolana del español y me ha parecido curiosa. Nunca había leído nada escrito en español de Latinoamérica, de ningún país. Sin embargo, para mi gusto tiene demasiados extranjerismos del inglés que, al estar escritos con otra tipografía (este tipo de préstamos deben ir siempre en cursiva) me sacaban de la lectura constantemente. Soy muy purista y cuando leo español, no me gusta que aparezcan tantos términos en otra lengua, como parte de una conversación casual entre personajes.

Opinión

Soy una apasionada de nuestro satélite y adoro todo lo que tiene que ver con él. Por eso tenía las expectativas por las nubes cuando empecé este libro. Y ese ha sido mi principal problema, porque no lo he disfrutado. Pensaba que la cultura lunar iba a tener mucho más peso y que la trama amorosa no iba a ser tan intensa (ya sabemos que el género romántico y yo, regular). Sí que me ha gustado mucho la parte filosófica, con reflexiones sobre la luna y su influencia en las personas. Pero se me ha quedado corta. Otro punto muy positivo ha sido la imagen que describe de una sociedad fría y tecnológica, absorbida por completo por las redes sociales. Muy similar a lo que tenemos alrededor.

Por otro lado, la narradora protagonista y yo no nos hemos llevado bien. El camino dentro de la mente de Selene se me ha hecho cuesta arriba en más de una ocasión. Se contradice mucho y su actitud y sus relaciones me resultan tóxicas. Cuando parecía que iba a actuar con sensatez, me decepcionaba de nuevo. Tampoco me ha gustado el tratamiento que se hace de algunos temas delicados, como por ejemplo el papel de la mujer con respecto a la sociedad y el matrimonio.

En cuanto a la religión de la Superluna, me habría gustado una base más sólida para poder llegar a creérmela. He notado ciertas contradicciones, ya que algunos traumas de la protagonista se basan en el rechazo que sufrió de pequeña por creer en la Superluna; sin embargo, dicha religión se nos describe como algo conocido mundialmente y un evento global. Quizá yo no he terminado de entenderlo.

Creo que es un libro peculiar y que, si tenéis un mínimo de curiosidad, os animo a que lo leáis. He visto opiniones muy diversas, algunas quejándose de que es demasiado filosófico. Justamente lo opuesto a mi opinión. Como dicen por ahí: para gustos, ¡libros!  

Reseñas de originales XXX – «El mensaje de Pandora»

Javier Sierra, El mensaje de Pandora; Barcelona, Planeta, 2020, (Autores españoles e iberoamericanos), 186 pp., ISBN 978-84-08-23203-2

El mensaje de Pandora  es el último libro de Javier Sierra (1971). Este periodista y escritor es el autor de obras tan conocidas como El fuego invisible, El maestro del Prado, La pirámide inmortal o La cena secreta. Este último ha sido traducido a más de 42 idiomas y ha conseguido ser uno de los autores españoles más traducidos. Su vida siempre ha estado marcada por la industria editorial, la ciencia y el misterio. La obra que reseño hoy la escribió durante el confinamiento que vivió España entre marzo y mayo de este 2020, a causa de la crisis de la covid-19. Con este relato, Sierra ofrece un hálito de esperanza y una nueva perspectiva desde la que observarlo todo.

Argumento

El día que Arys cumplió 18 años recibió esta extraña carta. Le llegó desde Atenas en un sobre verde con el apremio de que debía leerla de inmediato. Escrita en circunstancias excepcionales, en ella su tía evoca el último viaje que hicieron juntas por el sur de Europa y le confía un secreto que lleva eones guardándose: que los antiguos mitos esconden la clave para comprender el origen de la vida, las enfermedades e incluso nuestro futuro.

Edición, traducción y estructura de la obra

Cabe destacar que la cubierta es preciosa; evocadora. Para mí tiene magia.

Con respecto a la estructura, se compone de catorce capítulos, una nota del autor y las notas con puntualizaciones y datos bibliográficos. El índice está al final. No sé definir si esta historia es una novela corta, un relato o un cuento. Diría que una mezcla de todo, en forma de carta y acompañada con preciosas ilustraciones. Este último detalle no me lo esperaba y ha sido muy grato; las imágenes simulan dibujos realizados a mano por la autora de la carta. Acompañan la narración y ayudan al lector a vislumbrar mejor lo que describe la tía de Arys. El dorso de cada imagen contiene un texto pequeño que la describe y explica su relación con los pasajes de la carta.

Opinión

Este ha sido mi primer contacto con Javier Sierra y ha cumplido mis expectativas. Tenía buenas referencias de él, de personas de cuyo criterio me fio, así que aproveché su nueva obra para conocerlo. He quedado encantada y con ganas de leer el resto de sus libros.

En El mensaje de Pandora nos presenta un formato que no es innovador, pero tampoco usual. La carta construye un entorno familiar y cercano, de tú a tú, que te introduce de lleno en la historia. Durante sus casi 190 páginas, pasas a ser Arys, la receptora de la epístola. Me ha gustado mucho esta manera de narrar, además de por lo anterior, por la fluidez; avanzas sin darte cuenta y cuando reaccionas te has terminado el libro.

Contiene muchas referencias históricas (y prehistóricas) y a autores y científicos contemporáneos. Entre ellos, Yuval Noah Harari y su libro que tanto me fascinó: Sapiens. Reconozco que a veces me he perdido entre tanto dato y me ha costado encajar algunas de las múltiples observaciones y relaciones que hace el autor entre hechos históricos y los mitos griegos. Sin embargo, ha habido alusiones que me han hecho reflexionar, salirme de mi concepción de las cosas (a la que a veces me agarro demasiado fuerte) y darme cuenta de que existen más opciones, más causas y más consecuencias de las que yo pensaba respecto a esta situación que estamos viviendo. Sierra nos ofrece un punto de vista diferente, abierto y atrevido que, si lo piensas fríamente, no es tan descabellado como lo quieren pintar algunos. Y no, no es un libro de conspiración si es lo que estáis pensando. Este libro está por encima de eso.

Me quedo con una de sus frases: «La luz y la oscuridad caminan siempre de la mano». Qué gran verdad. He entendido que eso de que lo malo trae siempre algo bueno no es solo un dicho popular. El mensaje de Pandora ha puesto en perspectiva la crisis sanitaria actual, como si la sacara del presente y la pusiera en una línea temporal, y nos hace ver que ya hemos pasado por esto. Como humanidad, siempre nos hemos sobrepuesto. No digo nada más para no estropear el encanto del libro.

Para terminar de recomendároslo, voy a usar uno de los agradecimientos que hace el autor a todo su equipo editorial. Él da las gracias porque el mensaje ha podido llegar al lector en el momento justo. Sí. El mensaje me ha llegado en el momento preciso para ver las cosas desde un punto de vista distinto y más poderoso. Leed el libro.

Reseñas de traducciones XL – «Sentido y sensibilidad»

Jane Austen, Sentido y sensibilidad (Sense and sensibility); traducción del inglés realizada por Ana María Rodríguez, Barcelona, RBA, 2020, (Novelas eternas), 303 pp., ISBN 978-84-1329-227-4

Sentido y sensibilidad fue la primera novela que publicó Jane Austen, en 1811, bajo el seudónimo «a Lady». Ya he hablado de esta autora en una publicación de «Autores coetáneos», por lo que no voy a extenderme mucho en esta introducción. También os dejo por aquí el enlace a la reseña de Orgullo y prejuicio, su obra más famosa y mi favorita, hasta el momento. En Sentido y sensibilidad nos encontramos una novela costumbrista que nos cuenta la vida social y familiar de las hermanas Dashwood. También es una novela romántica, pero no podría decir que el peso del argumento fuera una relación amorosa. Más bien me ha parecido una constante comparación de los caracteres de las hermanas y su forma de reaccionar ante situaciones más o menos similares.

Argumento

La historia se centra en las peripecias vitales de dos hermanas, Elinor y Marianne, cuyas antagónicas personalidades ejemplifican las dos posibles respuestas ante la hipocresía dominante: el sentido común y la sensibilidad.

Edición, traducción y estructura de la obra

La historia se divide en cincuenta capítulos, bastante cortitos, por lo que el ritmo de lectura es muy fluido. La edición sigue la línea de la colección Novelas eternas de RBA: tapa dura y los dibujos de la colección Cranford a color. En cuanto al interior, después del chasco que me llevé con la traducción de Orgullo y prejuicio, reconozco que iba asustada con este. Sin embargo, aunque el texto de Ana María Rodríguez no es el mejor del mundo, por lo menos se puede leer. Las frases tienen sentido y ha mantenido bien el tono y el estilo de la época. Lo que más me ha gustado es que he podido apreciar de cerca la ironía de Jane Austen. Por otro lado, hay algunas erratas que podrían haberse solucionado gracias a la mano de un corrector, pero nuestras queridas editoriales a veces parecen no entender su importancia.

Al hilo de la traducción, el título de esta obra ha traído por la calle de la amargura a más de un traductor desde que se quiso publicar en España. Existen cincuenta ediciones y hay de todo: Sensatez y sentimientos, Juicio y sentimiento, Juicio y sensibilidad… Para todos los gustos y colores. Hay algunos que afirman que la versión más conocida, Sentido y sensibilidad, es un error garrafal de traducción puesto que la palabra «sentido», así a secas y en ese contexto, no tiene ningún sentido, valga la redundancia. ¿Se refiere al sentido común? ¿Al sentido de la orientación? ¿A qué sentido, señores? Yo, después de analizar la obra, me quedo con Sensatez y sentimientos, porque creo que refleja muy bien las personalidades de las dos protagonistas y la razón de ser del libro.

Opinión

El argumento en sí no es nada del otro mundo, pero tampoco aburre. Yo venía de Orgullo y prejuicio y no he podido evitar hacer comparaciones. No tiene el mismo enganche; para mi gusto, le falta pasión (no me refiero a la pasión romántica, sino a la fuerza que transmite una obra literaria). Pero en líneas generales, la historia entretiene y poco a poco te vas adentrando en la vida de las Dashwood, en sus idas y venidas. Además, en las últimas cuarenta páginas la autora le da un par de giros a la obra y te deja sin saber qué esperar. Eso es lo que más me ha gustado que, al final, sí que me ha terminado sorprendiendo. En cuanto a los personajes, al principio mi favorita era Elinor, pero luego dejé de entender su manera de actuar. Tengo que hacer mención especial a la señora Jennings, porque es la encargada de llevar el humor a todas las escenas en las que aparece.

He leído que se han hecho muchas versiones, pero que la película de 1995 (con Kate Winslet como Marianne) es la mejor. Aún no la he visto pero, sin duda, le daré una oportunidad.

Reseñas de originales XX – «La torre Tesla» no ha encajado conmigo

Rubén Azorín y Juan Vicente Azorín; La torre Tesla; autopublicado, 2017, 228 pp., ISBN 978-8469745359

Imagen: Amazon

La torre Tesla es el cuarto libro de Rubén Azorín que, esta vez, ha contado con su hermano Juan Vicente para construir una historia a dos manos. Este escritor español es también socio y fundador de una empresa de comercio online y videojuegos. Sus libros anteriores son Luna: Apogeo (2014), Nuevo Mundo (2015) y Cosmódromo (2016). Todas ellas son de temática futurista y espacial, mientras que la que reseño aquí tiene un toque añadido de suspense. Los autores de La torre Tesla mezclan una trama policial, la figura del inventor Nikola Tesla y la construcción de una supuesta arma eléctrica en un mundo futuro donde los cortes de suministro energético son constantes.

Argumento: «Si a la oscuridad invocas

y te aterra, tenebrosa,

suerte es que te equivocas

porque no es tan espantosa:

una vela solo enciendas,

de todo el mundo la ahuyentas.

¿Cómo encajarían unos poemas serbios con la supuesta construcción de un arma eléctrica clandestina? Algo se me escapa. Leo y releo el poema entre pequeños sorbos de whisky escocés, intentando darle sentido. Solo se me ocurre una idea. Envío un e-mail a la dirección del contacto de Kiryl diciendo que mañana estaré en Belgrado. Adjunto el poema, una foto de la gran antena y firmo como K. Es un intento desesperado, lo sé, pero tampoco me quedan muchas alternativas».

Lo he leído en formato digital pero también está disponible el libro físico, por un precio bastante asequible, en Amazon. La estructura es muy sencilla: treinta y siete capítulos muy cortos que agilizan la lectura. A pesar de estar escrita en español, la obra está ambientada en Estados Unidos, hecho que, desde mi punto de vista, les ha jugado una mala pasada a los hermanos Azorín. ¿Qué tiene que ver el lugar donde se desarrolla la historia con que se introduzcan palabras inventadas en inglés? Si se tratase de una obra traducida, habría una excusa por la dificultad de traducir un término inventado que describe un concepto también ficticio. Pero en una obra en español… A mí me ha chocado mucho y pienso que podría haberse creado una palabra directamente en el idioma en el que está escrito el libro. Una historia no es más futurista por contener palabras en inglés. Otro aspecto relacionado con esto es que algunos capítulos tienen los títulos en español y otros en inglés. Otro enigma.

Empecé este libro con muy mal pie, ya que el lenguaje utilizado por los policías me recordaba a las películas americanas mal traducidas del siglo pasado (muñeca, maldita sea, maldito capullo, etc.). Eso me sacaba muchísimo de la historia. Sin embargo, seguí leyéndolo porque la figura de Nikola Tesla me llama mucho la atención, de hecho, por eso escogí esta lectura. Una vez terminado, he de decir que no ha sido un libro para mí. No he conectado con los personajes, la historia no me ha intrigado en ningún momento, la trama de los poemas me parece forzada y el mundo en el que tiene lugar me ha hecho sentir perdida en muchas ocasiones. No se explica nada. En definitiva, no ha sido una buena lectura.

La verdad es que he leído muy buenas opiniones de este autor y de todos sus libros, así que supongo que yo no caso con este género. O quizá debía haber empezado a leer a este autor por alguna otra obra, para poder conocer mejor su manera de escribir. En su defensa, diré que no he notado la diferencia entre la pluma de los dos autores, algo muy valorable cuando se lee un libro a dos manos. Aunque a mí no me haya gustado, creo que todos a los que os gusten los libros futuristas deberíais darle una oportunidad, porque nunca se sabe.

Reseñas de traducciones XV – «Cal viva»

Daniel Serrano, Cal viva; Barcelona, Suma de Letras, 2019, 383 pp., ISBN 978-84-9129-367-5

Cal viva es una novela a dos voces escrita por Daniel Serrano. El autor es, además, un periodista que ha trabajado en Noticias Cuatro, CNN+ y zeleb.es. Es hermano del cantautor español Ismael Serrano, con el que compuso la canción Papá, cuéntame otra vez. Además, escribió junto a Rodolfo Serrano el libro-reportaje Toda España era una cárcel. En esta nueva novela utiliza el actual marco político de España para escenificar la «brecha generacional» que se ha abierto en nuestra sociedad: padres e hijos que no comprenden su manera de pensar en lo que respecta a la política. Discusiones surgidas por lo que vota cada uno, dentro del mismo seno familiar.

Argumento: «“Desconfíe de los consejos de quien tiene su pasado manchado de cal viva”. Las palabras de un líder político desencadenan las voces interiores de un padre y un hijo que se hallan absolutamente distanciados. Son las voces de dos generaciones. Tristán Díaz Navas es un ex-alto cargo socialista al que un ictus ha robado el habla y la movilidad. Ernesto, su hijo, es un periodista cuarentón en permanente crisis y atrapado en una tela de araña de sueños incumplidos. Llevan años sin hablarse. Ambos dibujan sus respectivas biografías en paralelo, viajan a la infancia y la juventud, y a la vez retratan las convulsiones de este actual tiempo de agitación».

La verdad es que tengo una sensación extraña con este libro. Es una mezcla de decepción y frustración. Una vez terminado, creo que es una historia magnífica, una idea estupenda que escenifica a la perfección lo que sentimos algunos jóvenes de esta nueva generación política que despierta en España y no entiende cómo las personas que nos precedieron (nuestros padres) reaccionan de una u otra forma ante los acontecimientos que vemos por la televisión. Corrupción, Monarquía, Cataluña, Transición, Franquismo, Socialismo, Comunismo… Estos son algunos de los temas que enlaza Serrano en una historia que cuenta el desarrollo de un padre y un hijo en paralelo, en épocas muy distintas. Sin embargo, y con todo este material tan llamativo, los personajes no me han transmitido ni un ápice de emoción. No conseguía empatizar con ninguno de los dos y tampoco sentir lo que decían. Es una pena, porque no he podido disfrutar de la historia como me habría gustado. Creo que les falta profundidad a esos monólogos internos, ya que se trata de eso, de que hagan sentir al lector lo que ellos sienten. En definitiva, al libro le falta fuerza.

La edición es de tapa blanda con solapas. La imagen de la cubierta es nostálgica y describe muy bien el interior del libro; además es en relieve, algo que me encanta. El libro se compone de ochenta y ocho capítulos y un epílogo. Cada uno de ellos, está narrado por el padre o por el hijo, junto a algunas cartas e interludios de personajes secundarios que te ayudan a comprender un poco las historias que suceden, ya que el autor te ofrece la otra versión de lo sucedido, el segundo punto de vista. Son capítulos cortitos y con un lenguaje bastante coloquial y fluido, ya que simula el hilo de pensamientos de los personajes. Un torrente de reflexiones y juicios que intentan transmitir la frustración, desesperación e incomprensión de los personajes, para mí, como ya he dicho, sin éxito.

Quiero dar las gracias a la editorial, porque gracias a Edición Anticipada he tenido la oportunidad de conocer al autor y un punto de vista diferente de toda la convulsión política que está viviendo España.

Reseñas de originales XIII – «How to be a writer»

Stewart Ferris, How to be a writer; Reino Unido, Summersdale, 2005, 250 pp., ISBN 978-1-84953-345-4

How to be a writer es un manual de consulta escrito por Stewart Ferris en el año 2005. Este autor y presentador de televisión británico ha publicado casi cuarenta libros, tales como The Key to The Da Vinci Code o Tish and Pish: How to be of a Speakingness like Stephen Fry. También ha escrito guiones de la serie Pokémon y algunas guías de viajes por Europa.

Argumento: «In this updated and expanded edition, Stewart Ferris uses his industry know-how to give you all the tips, tricks and inside knowledge you will need to become a successful writer, covering all types of writing from books to scripts and beyond. This accessible and informative guide is packed with advice to equip you with the skills you need to launch a writing career: using your ‘voice’ as your USP; learning to love criticism; surprising solutions to writer’s block; avoiding submission blunders; using e-publishing to sell your work. So what are you waiting for? ick your oen, open your laptop and fire up your imagination. Whichever tools you choose, the time to star is now».

Este libro lo venden como la guía imprescindible para ser escritor; y yo caí en la trampa. Siempre me ha gustado escribir y cuando lo vi pensé que era una especie de manual, básico, en el que te enseñaba a crear personajes y espacios. Pero no. Se trata de una recopilación de auto-felicitaciones constantes que se hace el autor por su éxito. No te muestra el camino de manera objetiva, te muestra SU camino y lo que él hizo para llegar a ser un editor y escritor de prestigio. Y entonces diréis: es su libro, es normal que lo escriba desde su perspectiva. Vale, pero que no me lo vendan como la guía elemental, porque es mentira. Quizá a alguien le haya servido y habrá gente que lo tenga como la biblia del escritor; pero a mí no me gustó nada. Me pareció tedioso, mal organizado y el narrador no me cae bien. Me parece pedante en todas y cada una de las líneas. Además, para él, el único escritor es el que aparece en las listas de best-sellers, un asunto bastante subjetivo y peliagudo hoy en día, si tenemos en cuenta que esas listas se han convertido en un escaparate comercial y puntos de márquetin. Desde mi punto de vista, Ferris se vende demasiado a sí mismo (cosa que no entiendo, porque se supone que ya tiene éxito) y no para de poner el enlace a su web al final de la mayoría de capítulos. La verdad es que me ha decepcionado mucho este libro. Además, el noventa por ciento de la obra está enfocado a la novela, dedicándole solo unas cuantas páginas al resto de géneros literarios (poesía, teatro, guiones). Para no pintarlo todo negro, diré que tiene algunos consejos buenos y realistas. Pero, en definitiva, no lo recomiendo.

La edición está bien. Es de tapa blanda y el tamaño es manejable. Tiene un índice muy claro y un apartado final en el que el lector puede escribir sus notas. Está dividido en una serie de partes, que equivalen a las fases de la escritura, y que están a su vez divididas en pequeños capítulos. La primera edición fue en el año 2005 y se reimprimió, hasta en dos ocasiones, en 2006 y 2007.

Reseñas de traducciones XXIII – «La hija del relojero», primer contacto con Kate Morton

Kate Morton, La hija del relojero (The Clockmaker’s Daughter); traducción del inglés realizada por Máximo Sáez, Barcelona, Penguin Random House Grupo Editorial, 2018, 640 pp., ISBN 978-84-9129-216-6

La hija del relojero es la última novela que ha publicado la escritora Kate Morton (1976, Berri). Esta australiana se licenció en Discurso y Drama, en Londres; estudió en la Real Academia de Arte Dramático y es gradudada en Literatura Inglesa, en la Universidad de Queensland. Empezó a leer desde pequeña y su primera novela publicada fue La Casa de Riverton, en el año 2006, que se convirtió en un súper-ventas. La literatura de Morton se caracteriza por mezclar elementos góticos, victorianos y de misterio; con toques de las hermanas Brönte y Charles Dickens. Otras de sus novelas son El jardín olvidado (2008), Las horas distantes (2010) o El último adiós (2015). La hija del relojero es una novela de misterio situada entre el Londres victoriano y el actual. Trata temas como la temporalidad, el amor y la lealtad. Esta reseña puede contener spoilers.

Sinopsis: «¿Mi nombre verdadero? Nadie lo recuerda. ¿Los sucesos de aquel verano? Nadie más los conoce.

En el verano de 1862, un grupo de jóvenes artistas, guiados por el apasionado y brillante Edward Radcliffe, viaja a Birchwood Manor, una casa de campo a orillas del Támesis. Tienen un plan: vivir un mes recluidos y dejarse llevar por su inspiración y creatividad. Sin embargo, cuando el verano toca a su fin, una mujer ha muerto de un disparo y otra ha desaparecido, se ha extraviado una joya de valor incalculable y la vida de Edward Radcliffe se ha desmoronado.

Unos ciento cincuenta años más tarde, Elodie Winslow, una joven archivista de Londres, descubre una cartera de cuero que contiene dos objetos sin relación aparente: una fotografía en sepia de una mujer de gran belleza con un vestido victoriano y el cuaderno de bocetos de un artista en el que hay un dibujo de una casa de dos tejados en el recodo de un río. ¿Por qué Birchwood Manor le resulta tan familiar a Elodie? ¿Y quién es esa hermosa mujer que aparece en la fotografía? ¿Le revelará alguna vez sus secretos?».

De verdad es que no puedo con estas sinopsis que ocupan una carilla entera. ¿Qué necesidad hay? No puedo. Después de soltar este comentario tan bonito y constructivo, empiezo con la reseña del libro. La hija del relojero es una novela compleja. Diría que es una de las tramas más complicadas que he leído. Miento; no es la trama la que es complicada, sino la manera en la que la expone la autora. Y creo que por eso es un libro tan extenso y ha habido gente a la que le ha parecido pesado. Sin embargo, a mí me ha gustado. La historia no está contada de manera lineal, sino a saltos entre el pasado y el presente y, además, a dos voces (un narrador omnisciente y una narradora protagonista). Hay por lo menos treinta personajes y los dos narradores te hablan de todos. O sea, que hay que estar muy atento. Yo he tenido que volver hacia atrás más de una vez porque no sabía quién me estaba narrando. Pienso que es una historia que podría haberse contado de una forma mucho más simple, pero perdería la gracia. Perdería la frustración que produce cuando no sabes por qué te está hablando de ese personaje y perdería la sorpresa cuando ese personaje es una pieza clave cuatro capítulos después. Desde mi punto de vista, Kate Morton ha creado un puzle muy bien hilado y en el que todas las piezas encajan al final. El desenlace de la historia de la narradora protagonista me ha parecido desgarrador. Me dejó una sensación de angustia y agonía, que me duró varios días. Esto quizá no le pase a todo el mundo, pero yo soy bastante sensible y a lo mejor lo estoy exagerando. En cuanto al desenlace de toda la historia, en general, me ha gustado. La única pega que le pongo es que la trama de Elodie se queda un poco abierta. Comprendo que es un libro auto-conclusivo, pero es que la autora no aclara nada a final. Los primeros capítulos son muy explicativos en lo que respecta a su vida, pero la conclusión de su historia es inexistente. Aun así, es un libro entretenido y que he disfrutado. Además, la intriga se ha mantenido durante toda la obra. Es un conjunto de historias, de vidas de personas, que se unen para crear un hilo temporal perfecto.

La edición es en tapa dura con una sobrecubierta preciosa. Sobrecogedora. En el libro, Elodie afirma que la fotografía que se encuentra es magnética. Y yo pienso lo mismo de la imagen de la portada. No puedes dejar de mirarla. Es una edición muy elaborada y cuidada. Otra cosa que me ha gustado mucho es el mapa de Londres, en tonos sepia, que aparece antes de las guardas. El libro se divide en cuatro partes, cada una con un número diferente de capítulos. La más extensa es la primera. Como la historia está narrada a dos voces, los inicios de capítulo son diferentes para cada narrador: para el omnisciente, con números arábigos; para la narradora protagonista, números romanos. 

La primera edición en español fue en noviembre de 2018, mediante Suma de Letras, sello que pertenece al grupo Penguin Random House. La segunda reimpresión fue en enero de 2019. La traducción está firmada por Máximo Sáez y me parece exquisita. Mientras leía, se me olvidada que era un texto traducido. Podría pasar por una obra original en español. No he notado calcos, ni oraciones raras; tiene muy buena fluidez y se han marcado perfectamente los rasgos distintivos de los personajes, ya que pertenecen a épocas distintas. Máximo Sáez es un traductor autónomo, que traslada textos del inglés al español. Ha participado en traducciones de algunas obras infantiles y juveniles. No he encontrado muchas referencias a sus otras obras, pero desde mi humilde blog, le envío mis respetos. Una traducción estupenda.

Volviendo al libro en sí, es mi primer contacto con Kate Morton y ha sido bastante bueno. Antes de leer el libro, vi algunas críticas de lectores habituales de la autora que decían que era la novela más floja hasta la fecha; que no les había gustado nada y que no parecía propia de Morton. Así que, si esta es la «peor» y me ha gustado, seguramente las demás me gustarán todavía más.

Reseñas de originales XI – Tercera parte de la trilogía del Baztán: «Ofrenda a la tormenta»

Dolores Redondo, Ofrenda a la tormenta; Barcelona, Círculo de Lectores, 2014,  505 pp., ISBN 978-84-672-6186-8

Ofrenda a la tormenta es la tercera y última parte (por ahora) de la «Trilogía del Baztán». Dolores Redondo la publicó en el año 2014. Las reseñas de los dos libros anteriores también están publicadas en esta sección, «Reseñas de originales». Os aconsejo que, si no las habéis leído, vayáis antes de nada a echarlo un ojo, ya que así entenderéis muchas cosas de las que hablo aquí. Aparte, claro está, de que al ser la reseña de una tercera parte, va a tener algunos spoilers de las otras dos. Dejo por aquí los enlaces de El guardián invisible y de Legado en los huesos.

Sinopsis: «El intruso retiró el muñeco y observó la carita de la niña […]. No había ya luz en su rostro y la sensación de estar ante un receptáculo vacío se acrecentó al llevarse de nuevo el muñeco a la cara para aspirar el aroma infantil, ahora enriquecido por el aliento de un alma».

Sinceramente, esta última parte de la saga me sobra. Me habría parecido estupenda una bilogía y que se cerrara todo con Legado en los huesos. Habría recortado muchos capítulos que me sobran de esa «Amaia qué mala madre soy» del segundo libro, para introducir lo más importante de Ofrenda a la tormenta: el por qué de todo. No quiero decir con esto que el libro sea malo, al contrario, tiene un final increíble y me gustó mucho como la autora termina revelando quiénes hicieron qué y los motivos que tenían para llevar a cabo semejantes atrocidades. Pero yo ya estaba cansada de la protagonista y se me hizo eterno. Porque no mejora, sino que empeora. En esta novela ya sí que no entiendo su comportamiento para nada y las escenas con el juez Markina me ponían de los nervios. Le haría una estatua al pobre de James por aguantarla. Aún así, como ya he dicho en varias ocasiones, la historia es magnífica y el desarrollo es perfecto. Recomiendo a todo el mundo al que le guste el suspense que la lea, porque merece mucho la pena.

No quiero parecer repetitiva con los detalles de la edición, puesto que ya la comenté en la reseña del primer libro. Tiene más o menos la misma extensión que el segundo, pero con cincuenta y siete capítulos. Por lo tanto, creo que las páginas están bastante mejor repartidas y el ritmo de lectura es más ágil. Solo voy a comentar que, en conjunto, me ha parecido muy bonita y bastante conseguida. Sin duda, los glosarios me han ganado.

Reseña de traducciones XVII – «La librería de los corazones solitarios», una novela tierna que te toca el corazón

Robert Hillman, La librería de los corazones solitarios (The Bookshop of the Broken Hearted); traducción del inglés realizada por Isabel Murillo, Barcelona, Suma de letras, 2019, 381 pp., ISBN 978-84-9129-308-8

La librería de los corazones solitarios es una novela de Robert Hillman, escrita en 2018, y que ha llegado a España este verano. Este escritor australiano ha escrito numerosas obras, entre las que destaca su autobiografía The Boy in the Green Suit, que recibió el premio National Biography en 2004. Otras de sus novelas son The Honey Thief (2011); Gurrumul (2013); Joyful (2014) o Malini (2014). El único libro suyo que ha sido traducido al español, además del que reseño hoy, es Mi vida como traidora (2009), escrito junto a Zarah Ghahramani. La novela de la que hablamos aquí es una mezcla entre amor, desamor y superación. Nos cuenta cómo dos almas rotas y con traumas del pasado son capaces de llegar a entenderse y encauzarse en un mismo camino.

Sinopsis: «¿Puede una pequeña librería sanar dos almas rotas? Tom Hope no piensa que se le dé especialmente bien ser granjero. Solo hace lo que puede: ordeña las vacas, recoge las manzanas, cuida de las ovejas… Tampoco se considera un buen marido porque su esposa lo abandonó y se llevó consigo al pequeño Peter. Pero cuando en su vida aparece Hannah Babel, la alegre y excéntrica mujer que quiere montar una librería en el pueblo, él se atreve a soñar que podrían ser felices juntos. Sin embargo, en 1968 solo han transcurrido veinticuatro años desde que Hannah llegara a Auschwitz con su hijo pequeño y saliera sola, Y Tom se enfrenta a una batalla contra el dolor y el recuerdo que todavía apenas puede imaginar».

El libro te lo venden como desgarrador y cuando lees la sinopsis piensas que va a ser un auténtico drama. Pero cuando empiezas a leer y vas avanzando, te das cuenta de que no es para tanto. Sí que es una novela con muchas partes tristes, sobre todo, en los recuerdos de Hannah, pero tampoco transmite toda la angustia que promete el argumento. Como digo en el título, te toca el corazón y el libro me ha parecido precioso; sin embargo, han exagerado un poquito, al menos, desde mi punto de vista. No me ha parecido tan trágico. También he leído algunas reseñas en las que se quejan de que durante el libro no pasa nada. A ver, sí y no. Está claro que no es una novela de aventuras. Creo que lo importante aquí no es que tenga que pasar algo, sino el marco en el que sucede la historia. No sé si me explico. Lo que el libro pretende transmitir es la unión de esos dos personajes, cómo y cuándo, y ya está. Pienso que es una historia que debía ser contada, así tal cual, sin un gran nudo en el argumento. Y, además, el autor lo ha hecho perfectamente. Va narrando de manera continuada y enlaza muy bien los saltos entre capítulos, ya que se alternan dos líneas temporales: el pasado de Hannah y el presente. No he notado en ningún momento que estuviera mal hilado ni me he perdido durante la narración. La verdad es que la novela me ha gustado. Mis partes favoritas eran cuando Hannah hablaba o recomendaba libros, a sus clientes o a Tom. ¡Hay que leerlo solo para tomar nota de sus lecturas!

La edición es de tapa blanda con solapas y la imagen de la cubierta es muy acorde con la temática del libro. Consta de treinta y cuatro capítulos, de un tamaño considerable, y no tiene índice. La historia está narrada en tercera persona y, como ya he comentado, en dos líneas temporales diferentes. Se trata de la primera edición de la novela en español y está publicada por Suma de letras, un sello de Penguin Random House. El nombre de la traductora, Isabel Murillo, aparece en la portada. Me alegra ver que cada vez más editoriales llevan a cabo esta práctica de reconocimiento del trabajo del traductor. Isabel Murillo es traductora literaria de inglés, francés y catalán. Tal y como ella misma comenta en su perfil, trabaja con las principales editoriales de España y ha traducido alrededor de doscientos títulos, entre los que se encuentran: El cuervo que habló con Dios (Christopher Foster, 2006); El heredero de Cleopatra (Gillian Bradsahw, 2007) o Cuando tú llegaste (Lisa Kleypas, 2008). En cuanto a la traducción, es pasable. No he leído otros textos de Murillo, pero a este en concreto le falta un poco de fluidez. Las partes del narrador están muy bien, pero en los diálogos, no sé por qué, las conversaciones entre personajes tienen frases muy cortas. Da la sensación de que hablan a trozos. También tengo que decir que repiten mucho el nombre de su interlocutor, sobre todo Hannah. Quizá con esta característica se ha querido transmitir el hecho de que el inglés de Hannah era distinto, al ser extranjera. Para mi gusto, las interacciones de los personajes no tienen la naturalidad propia del lenguaje hablado. Sin embargo, desde un punto de vista general, el texto en español es correcto y no se lee mal.

Reseñas de originales VIII – Pura magia con «Todas las hadas del reino»

Laura Gallego, Todas las hadas del reino; Nueva York, Vintage Español, 2015, 477 pp., ISBN 978-1-101-91251-5

Todas las hadas del reino es una obra de la famosa autora española Laura Gallego, publicada en 2015. Esta escritora de literatura infantil y juvenil ha escrito más de cuarenta obras, que se han traducido a dieciséis idiomas. La novela en cuestión se encuadra dentro de la literatura fantástica, al igual que la mayoría de obras de la autora. El tema central es la magia, pero también trata otros como la amistad o el poder de la confianza en uno mismo.

Sinopsis: «En un mundo de bosques ancestrales, objetos encantados y pruebas de valor a vida o muerte, la magia puede convertirse en un arma de doble filo… Camelia es un hada madrina que lleva trescientos años ayudando con gran eficacia a jóvenes doncellas y aspirantes a héroe para que alcancen sus propios finales felices. Su magia y su ingenio nunca le han fallado, pero todo empieza a complicarse cuando le encomiendan a Simón, un mozo de cuadra que necesita su ayuda desesperadamente. Camelia ha solucionado casos más difíciles; pero, por algún motivo, con Simón las cosas empiezan a torcerse de forma inexplicable».

No he leído nada más de Laura Gallego, pero me dejó con ganas de más y, en cuanto pueda, me haré con otra de sus novelas para seguir saboreando su manera de escribir. Solo tengo halagos. Tiene un estilo narrativo impecable, te hace empatizar con sus personajes y consigue que te leas casi quinientas páginas sin cansarte. Esta autora ha sido toda una revelación para mí, sin duda. Es una novela que engancha y los elementos fantásticos que aparecen están muy bien introducidos, es decir, no he notado ningún pegote con respecto al tema magia o seres de fantasía. La escritora ha sabido crear un mundo muy coherente. Camelia, la protagonista, es lo más y acabas adorándola. En cuanto al resto de personajes, sus sentimientos son descritos con realismo y eso te ayuda a entenderlos mejor. Además, el argumento me parece de lo más original; no es una historia convencional y no termina como piensas que va a hacerlo. La verdad es que me ha dejado un muy buen sabor de boca.

Esta edición se compone de ciento cuarenta capítulos, sin numerar. Por lo que he leído, mientras buscaba información sobre la autora, esta siempre divide sus obras en catorce capítulos. Por lo tanto, con Todas las hadas del reino ha hecho una excepción. Aunque si nos fijamos bien, el número 140 contiene el 14, o sea, que no está desligado del todo de su patrón normal. El libro es de tapa blanda y con una cubierta preciosa, que transmite toda la magia que contiene el libro. Yo lo compré por internet y, examinando los datos de publicación, me he dado cuenta de que Vintage Español es un sello de Penguin Random House que solo publica en Estados Unidos. La edición original salió a la luz en Barcelona, también en el año 2015.

Recomiendo encarecidamente esta novela, sobre todo, si os gusta la literatura fantástica. No me atrevo a recomendar a la autora, puesto que solo me he leído esta obra. Pero por los comentarios que he leído y las críticas que han recibido sus obras, parece que Laura Gallego es toda una eminencia en el género de fantasía.